Lanzan proyecto piloto para reducir el desperdicio de alimentos en las ferias libres

La ministra del Medio Ambiente, Carolina Schmidt, comentó que “cada chileno genera 1,3 kilos de residuos al día y el 60% corresponden a residuos orgánicos como restos de frutas o verduras, es por eso que hemos desarrollado una hoja de ruta de economía circular que es un plan maestro para hacer de Chile un país en la que nada se pierda, sino que todo se transforma”.

0
355

Con la intención de evitar el desperdicio alimentario, combatir la crisis climática, dignificar la recolección urbana de frutas y verduras, y gestionar los residuos orgánicos que se generan en las ferias libres de la comuna, la Municipalidad de Providencia y Fundación Basura presentaron el proyecto piloto Ferias Libre Basura Cero en la Feria Los Concilios, ubicada en el barrio El Aguilucho. 

La ministra del Medio Ambiente, Carolina Schmidt, comentó que “cada chileno genera 1,3 kilos de residuos al día y, de ellos, cerca del 60% corresponden a residuos orgánicos como restos de frutas o verduras, es decir, desperdiciamos alimentos y nutrientes que pueden ser aprovechados, es por eso que hemos desarrollado una hoja de ruta de economía circular que es un plan maestro con acciones para hacer de Chile un país en la que nada se pierda, sino que todo se transforma para el cuidado de la vida. Y, precisamente, esta iniciativa que vemos en Providencia es un ejemplo de cómo debemos avanzar en el resto del país”. 

La alcaldesa Evelyn Matthei manifestó que “de verdad es maravilloso cómo se puede lograr el bienestar de todos cuando se colabora, aquí hay una colaboración de los feriantes, de una fundación que con personas que donan su tiempo y su trabajo pueden llevar muchas cosas valiosas a otras, con esto se logra que no llenemos otras comunas con desechos de Providencia, que lo encuentro súper injusto y también es injusto que hayan personas que no tienen qué comer y hay alimentos en perfectas condiciones que se pueden usar, que quede cochina la calle y todas esas injusticias se pueden evitar cuando se colabora. Agradezco a la ministra, a Fundación Basura y a los feriantes, en la medida que todos colaboremos estoy segura que podemos tener un país mucho mejor y mucho más justo”. 

Por su parte, Macarena Guajardo de Fundación Basura, explicó que “en todas las ferias libres se comercializan frutas y verduras y muchas veces la postal posterior es que están en el suelo y que inclusive son aptas para el consumo. Nuestra fundación postula que la basura no existe, por lo que venimos a esta feria a evitar que se conviertan en basura, recuperamos alimentos de segunda selección gracias a un trabajo de cooperación con las ferias y la municipalidad para luego llevarlo a un comedor solidario en la comuna. Queremos invitar a que más ferias libres puedan sumarse y más municipalidades participar en este proyecto y que de manera colaborativa podamos erradicar el desperdicio alimentario en Chile”.  

El proyecto

Ferias Libres Basura Cero tiene por objetivo la recuperación de alimentos aptos para el consumo humano que presentan alguna magulladura, imperfección o piquete, condición que repercute negativamente en la comercialización de estas frutas y verduras. Asimismo, a través de esta instancia se busca educar y concientizar en materia socio-ambiental a feriantes y público general.

En un stand, montado por el municipio y la fundación, se recolectan, pesan, registran y ponen a disposición las frutas y verduras que, a pesar de su aspecto estético, son de segunda y tercera selección. Es la propia fundación la que entrega los alimentos recuperados al destinatario final gracias a una alianza con Awto, empresa de arriendo de autos eléctricos que facilita el traslado y, a su vez, reduce la huella de carbono.

Todos los alimentos rescatados se donarán a distintas fundaciones, parroquias, comedores solidarios y entidades sin fines de lucro de la comuna. En este caso, el beneficio se otorgará a la parroquia Anunciación de Providencia – emplazada en Av. Pedro de Valdivia #1850-, organismo que se encargará de la preparación y distribución de los platos de comida destinados a vecinos que frecuentan su comedor solidario.

Es preciso señalar que a comienzos de julio se desarrolló, en esa misma feria, un primer piloto, en el que se rescataron 70 kilos de alimentos y se gestionaron 500 kilos de residuos orgánicos. En esta oportunidad, el rango que se espera recuperar es entre 50 y 100 kilos de alimentos.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Ingrese su nombre aquí