Sistema Mataquito-Huenchullamí recibe reconocimiento internacional por su valor para las aves playeras en el Pacífico

El sitio de 846 hectáreas de extensión comprende dos grandes desembocaduras de ríos y una playa de arena de alrededor de 15 kilómetros de largo, acompañada de un campo de dunas, que conectan estos dos cuerpos de agua por la playa.

0
440
Pipilén Créditos: Diego Luna Quevedo

La Oficina Ejecutiva de la Red Hemisférica de Reservas para Aves Playeras (RHRAP) anunció el pasado viernes, la declaración oficial del sistema Mataquito-Huenchullamí como nuevo “sitio de importancia regional” de la RHRAP en Chile, por su importancia para la conservación del Pilpilén común.   

El sitio de 846 hectáreas de extensión comprende dos grandes desembocaduras de ríos y una playa de arena de alrededor de 15 kilómetros de largo, acompañada de un campo de dunas, que conectan estos dos cuerpos de agua por la playa. Se integran además lagunas costeras de diversos tamaños, permanentes y temporales, convirtiendo al área en un complejo de humedales que continúan extendiéndose varios kilómetros más al sur, como los humedales de Putú-Huenchullamí (Santuario de la Naturaleza), Laguna Junquillar y desembocadura del río Maule.

Daniela de la Jara, seremi del Medio Ambiente de la Región del Maule, señaló que “nos encontramos en un contexto global complejo donde estamos atravesando una pérdida importante de especies a nivel mundial, nacional y regional. Es por esto que la Estrategia Nacional de Conservación de Aves 2021-2030 pone en valor la necesidad de conservar a las aves en su conjunto. Este reconocimiento internacional de la RHRAP es un eslabón más para poder concretar acciones efectivas en los territorios”.

En tanto, Marcelo Fernández Vilos, alcalde de Licantén, mencionó que “Mataquito-Huenchullamí es fundamental para la reproducción de aves. Este logro involucra la toma de acuerdos y trabajo asociativo. Agradecemos a las ONGs que son parte de este esfuerzo para lograr esta denominación internacional».

Por su parte Diego Luna Quevedo, especialista en Política y Gobernanza de Manomet indicó que “las aves playeras están declinando en la Ruta del Pacífico de las Américas por lo que debemos redoblar esfuerzos para resguardar los hábitats necesarios para que puedan cumplir sus ciclos de vida. El caso del Pilpilén es emblemático en las costas de Chile, experimentando un éxito reproductivo estimado en no más del 10% debido a las amenazas y disturbios que ocurren en las playas”.

Franco Villalobos, profesional de la Red de Observadores y Aves y Vida Silvestre de Chile (ROC), mencionó que Mataquito-Huenchullamí es un sitio importante de reproducción e invernada para el Pilpilén común. De acuerdo con los censos que hemos venido desarrollando, el sitio ha llegado a albergar al menos el 1,7% de su población biogeográfica en la última década y se estima que alberga al menos el 1,4% en la actualidad”.

Este reconocimiento internacional fue posible gracias a un trabajo técnico y de articulación liderado por la ROC con el apoyo de la Capitanía de Puerto de Constitución (Dirección General del Territorio Marítimo y de Marina Mercante).

Acompañaron además la solicitud diversas cartas de apoyo de actores e instituciones claves de la región; las municipalidades de Curepto y Licantén, a través de la firma de los respectivos alcaldes, la Secretaría Regional Ministerial del Medio Ambiente, la Agrupación por el Respeto y Cuidado Animal de Curepto, el Servicio Agrícola y Ganadero (SAG), el Sindicato de Pescadores Artesanales Mataquito-La Pesca, la Agrupación Defensa y Conservación Maule-Mataquito (ADEMA), y la organización Mataquito Río Abajo. 

La RHRAP es una estrategia internacional que tiene como misión conservar las aves playeras y sus hábitats a través de una red de sitios clave en las Américas. Con la inclusión de Mataquito-Huenchullamí, la red suma ahora 123 sitios en 20 países (10 de ellos en Chile) abarcando más de 15,8 millones de hectáreas de reservas.  

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Ingrese su nombre aquí