Residuos orgánicos, reciclaje y emprendimientos: el Día Nacional del Medio Ambiente de Codexverde y UDLA

El pasado 4 de octubre se realizó una serie de actividades presenciales en el Campus La Florida de Universidad de Las Américas-UDLA, que finalizaron con el seminario “Residuos Orgánicos: ¿Cómo y para qué aprovecharlos?”, el cual contó con la presencia de importantes expositores: Tomas Saieg, jefe oficina de Economía Circular del Ministerio de Medio Ambiente; Andrea Viglino, subgerente de Negocios de Consorcio Santa Marta; Cristóbal Meriño, fundador y CEO de Fundación Realim Chile; y Marcelo Fernández, alcalde de la Municipalidad de Licantén.

0
608

En el marco del Día Nacional del Medio Ambiente, conmemorado el 2 de octubre, Universidad de Las Américas (UDLA) junto a Codexverde llevaron a cabo una serie de actividades presenciales en Campus La Florida de la institución educativa. Esto, con el fin de acercar a la comunidad universitaria, escolar y público general a las distintas iniciativas que se están realizando en pos de la sostenibilidad.

Taller de Reciclaje Creativo. Créditos foto: Codexverde.

La jornada comenzó a las 10:00 AM con el “Taller de Reciclaje Creativo”, impartido por Felipe Betancourt, gestor cultural, educador en artes visuales y productor artístico de Máquina de Artes. En el taller, los niños y niñas de la escuela básica “Islas de Chile” de la comuna La Granja, aprendieron sobre materiales reciclados y cómo reutilizarlos mediante la creación de divertidas máscaras.

Más tarde se instalaron los emprendimientos sustentanbles, los cuales durante el día mostraron a los visitantes sus productos y explicaron el proceso de creación, destacando su aporte a la economía circular. Los emprendimientos que participaron fueron: Reciclo Muñecos, Dobakaru, Ecología en tu Barrio, Ovum, Esquina Creativa, Farmtástica, Emporio La Julita y Llay Llay Gourmet.

Finalmente, la comunidad fue invitada a participar del seminario “Residuos Orgánicos: ¿Cómo y para qué aprovecharlos?”, que contó con la presencia de destacados expositores en la materia: Tomas Saieg, jefe oficina de Economía Circular del Ministerio de Medio Ambiente; Andrea Viglino, subgerente de Negocios de Consorcio Santa Marta; Cristóbal Meriño, fundador y CEO de Fundación Realim Chile; y Marcelo Fernández, alcalde de la Municipalidad de Licantén.

Waldo Lobos, director de Codexverde y mediador del evento, dio la bienvenida a las y los académicos, autoridades y comunidad presente, tanto de forma online como presencial. Claudio Apablaza, vicerrector de la Sede Santiago de UDLA, se sumó a las palabras de bienvenida y se refirió a la alianza que actualmente tiene la universidad con nuestro medio de comunicación.

“Como universidad nos comprometimos a abordar temas críticos relacionados con sostenibilidad, medio ambiente y economía circular, es así como hemos establecido convenio con Codexverde, con quienes hemos levantado actividades que tienen como foco principios asociados a medio ambiente, ecología e innovación, entre otras materias. Esta alianza nos ha permitido tomar un rol más activo e incorporar estos aspectos en nuestras misiones institucionales en los ámbitos de docencia, investigación y vinculación con el medio”.

La primera presentación estuvo liderada por Tomás Saeig, jefe de la oficina de Economía Circular del Ministerio de Medio Ambiente (MMA), quien abordó el tema “Agenda de Residuos Orgánicos del Ministerio de Medio Ambiente”. Para comenzar, el funcionario del MMA realizó una contextualización de los residuos orgánicos a nivel nacional. En esta línea, el experto señaló que el 58% de la basura que botamos cotidianamente, en todas las regiones de Chile, corresponde a residuos orgánicos.

“Es decir, la mayoría de la bolsa negra del hogar común de Chile son residuos orgánicos, y esta es una situación que se mantiene en las distintas regiones del país, en general es la mitad o más de la mitad de los residuos de la bolsa negra. Son 4,3 millones de toneladas de residuos orgánicos municipales al año en el país y actualmente en Chile más del 99% de estos residuos se están enviando a disposición final en rellenos sanitarios”.

Además, Saeig también se refirió al estado nacional de los sitios de disposición final. Al respecto, señaló que, “actualmente hay 116 sitios de disposición final activos de los cuales sólo 42 cumplen con la normativa, eso sí, a estos 42 llegan la mayor parte de los residuos (…) por otro lado, tenemos mucha infraestructura de disposición final que va a terminar su vida útil en años que vienen, por ejemplo, seis rellenos operan hoy más allá de su vida útil y siguen operando porque no hay otra alternativa; también hay 12 rellenos que van a terminar su vida útil entre 2023-2031, y solo 24 que les queda más tiempo”.

La segunda exposición, titulada “El poder de los residuos orgánicos para mitigar el cambio climático”, fue presentada por Andrea Viglino, subgerente de Negocios del relleno sanitario Consorcio Santa Marta, quien arrancó su presentación afirmando que los rellenos sanitarios no solo emiten gases de efecto invernadero, sino que también son capaces de valorizar, y ser parte de la economía circular.

“No solamente trabajamos en la eliminación sino que también en la valorización, por ejemplo, nuestro proyecto en la segunda región está implementado un centro de manejo integral de residuos, es decir, tiene relleno, una planta de compostaje y una planta de valorización. Además, también trabajamos en la generación de energía a partir de biogás, el cual se genera por la degradación de la fracción orgánica que llega a nuestras instalaciones”.

El relleno sanitario Consorcio Santa Marta ubicado en la zona sur de Santiago, recibe actualmente cerca de 10 mil toneladas de residuos mensuales, de los cuales el 85% corresponden a residuos domiciliarios de 15 comunas del sector sur de la Región Metropolitana, y 15% son industriales. Desde el año 2013, el relleno sanitario utiliza el biogás de los residuos orgánicos en descomposición para generar energía eléctrica. Sobre el proceso de generación de energía, la subgerente de Negocios de Santa Marta explicó que:

“Hoy día tenemos más de 400 pozos de distintas profundidades en toda la masa de residuos, que capturan este biogás y lo conducen por líneas superficiales hasta una matriz que alimenta la central de generación de energía. El biogás entre un 40-50% corresponde a metano, y el metano es un gas de efecto invernadero que tiene un poder de calentamiento 28 veces superior al CO2”.

El tercer expositor fue el alcalde de la comuna de Licantén, Marcelo Fernández, quien presentó el tema: “El Licantén de hoy… y el que soñamos”. El edil profundizó en las diferentes iniciativas ambientales que el municipio ha realizado para la sostenibilidad de la comuna, haciendo énfasis en la importancia del cambio cultural para lograr los objetivos ambientales.

“Instalamos siete puntos verdes, estratégicamente ubicados en la comuna tanto en zona costa como en la zona centro. Por lo tanto, estamos ya recolectando plástico, metal y vidrio. También estamos retirando artefactos eléctricos en desuso, a la puerta de la casa de cada vecino y vecina que se inscribe en nuestra unidad de medio ambiente”, manifestó el alcalde.

Respecto a los planes futuros de la comuna, el alcalde de Licantén dio a conocer un proyecto de la comuna para la valorización de residuos orgánicos, resaltando la necesidad de que los municipios participen activamente en el desarrollo de iniciativas ambientales.

Nosotros no vamos a esperar ninguna normativa, vamos a llevar adelante este proyecto con recursos nuestros. Como municipio, nuestro presupuesto total bordea los $5000 millones aproximadamente lo que ocupa Las Condes o La Florida en áreas verdes, y para este proyecto tenemos dispuesto para el inicio alrededor de $170 millones de pesos”.

El último expositor del evento híbrido fue Cristóbal Meriño, fundador y CEO de Fundación Realim Chile, quien abordó el tema: “Residuos orgánicos desechos para algunos, vida para otros”. Meriño inició su presentación relatando su experiencia al crear Realim, y cómo los residuos orgánicos se convirtieron en una solución para enfrentar la sequía y la desnutrición de los animales de una comunidad, resolución que pudo replicarse en también en otros sectores con situaciones similares.

“¿Qué pasaría si saco los residuos orgánicos de los grandes mercados y los entrego a estas familias? Y así dije, bueno podría hacerlo, no es necesario tener un camión gigante, tenía un auto, lo llené de residuos orgánicos y empecé”. Al principio, Realim, era un equipo de tres personas, pero cada vez se fueron incorporando más voluntarios, quienes valoraron la iniciativa y la importancia de gestionar los residuos orgánicos.

Sobre su impacto en las diferentes comunidades, el ingeniero señaló que, “nosotros tenemos un triple impacto, ambiental, social y económico. Ambientalmente, recolectamos más de 240 toneladas de residuos orgánicos. Socialmente tenemos más de 300 voluntarios activos, gracias a ellos hemos podido desarrollar esta gran labor; más de 10 plazas de trabajo disponibles, y más de 15 puntos de entrega, con muchas comunidades beneficiadas. Económicamente, es un ahorro comunal (menor gestión comunal), un ahorro de la huella de carbono producida y también un ahorro monetario de la familia beneficiada”.

Tras las cuatro exposiciones, las y los expertos respondieron a las preguntas de los asistentes como de quienes dejaron sus consultas de forma online.

Revive este webinar y conoce más detalles sobre las presentaciones en el canal de Youtube de Codexverde.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Ingrese su nombre aquí