Chile entrega presidencia de la COP y ministra Schmidt destaca impulso a la acción climática en el país

La autoridad destacó que Chile puso todo su esfuerzo en dirigir el proceso “con transparencia, de manera inclusiva y ambiciosa, respetando que este es un proceso de las partes y entendiendo que el resultado final es responsabilidad del consenso de todos. Impulsamos la ambición, la integridad ambiental y la acción para la implementación del Acuerdo de París”.

0
352

En el inicio de la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Clima COP26, que se realiza en Glasgow, Escocia, Chile hizo entrega oficial de la presidencia de la instancia multilateral, cargo que ostentó por dos años y que ahora recaerá en el Reino Unido. La ceremonia de apertura comenzó con un minuto de silencio por las víctimas de la pandemia de Covid-19.

En su discurso de entrega de la presidencia de la COP, la ministra del Medio Ambiente, Carolina Schmidt, destacó que el país aceptó asumir “en momentos complejos a nombre de América Latina y El Caribe. Chile, con convicción, dio un paso al frente cuando otros retrocedían”.

La autoridad destacó que Chile puso todo su esfuerzo en dirigir el proceso “con transparencia, de manera inclusiva y ambiciosa, respetando que este es un proceso de las partes y entendiendo que el resultado final es responsabilidad del consenso de todos. Impulsamos la ambición, la integridad ambiental y la acción para la implementación del Acuerdo de París”.

Por ello, la ministra recordó la Alianza de Ambición Climática por la carbono neutralidad impulsada por Chile para sumar organizaciones de todo tipo en sus compromisos de ser carbono neutrales. Destacó los esfuerzos de los Champions de Chile y Reino Unido en las campañas Race to Zero y Race To Resilience que han sumado más de 7.000 instituciones comprometidas con un plan concreto, con metas y acciones específicas basadas en la ciencia.

Asimismo, recalcó que en el periodo de presidencia de Chile se relevó la adaptación al mismo nivel de la mitigación. Además, recordó que en la primera decisión de la COP25 se reconoció a la ciencia como no negociable, base de la toma de decisiones de esta transformación, y de manera inédita, fueron incorporados los océanos en el proceso de la COP.

Impacto en Chile de la COP

Durante su intervención, la ministra Schmidt destacó que en este periodo, por ejemplo, se aprobó en el Senado la Ley Marco de Cambio Climático que establece la meta de carbono neutralidad y resiliencia a más tardar el 2050, como lo pide la ciencia. En abril de 2020, en plenas crisis por el Covid-19, Chile presentó la actualización de la Contribución Nacionalmente Determina (NDC, por sus siglas en inglés), en línea con la carbono neutralidad y reconocida por su ambición.

También se desarrolló el Atlas de Riesgo Climático a nivel comunal (ARCLIM), para todo el territorio nacional, instrumento clave para la adaptación. Se Impulsó un proceso de descarbonización estableciendo el cierre inmediato de las primeras plantas a carbón apenas se asumió la presidencia el 2019 y el cierre al 2025 del 65% de todas las centrales a carbón en Chile.

A lo que se suma la Estrategia Climática de Largo Plazo (ECLP), que fija límites de emisiones vinculantes para todos los sectores emisores la economía nacional, y “más de 400 medidas multisectoriales concretas en un camino claro para alcanzar la carbono neutralidad y resiliencia de nuestro país”.


Expectativas COP26

En relación a las expectativas sobre los acuerdos para la COP26, la titular de Medio Ambiente indicó que es necesario actuar con urgencia. “En Chile y en el  mundo entero, estamos  sintiendo con fuerza los efectos del cambio climático. La ciudadanía espera mucho de los líderes en la COP. Nuestra generación no va a detener hoy el cambio climático, pero sí debe hacer con urgencia el cambio de rumbo que necesitamos para detenerlo”, detalló.

Recordó que el Acuerdo de París establece dos instrumentos mandatorios para enfrentar el cambio climático: presentar NDC más ambiciosas y ECLP, por lo que “son estos dos instrumentos concretos que todos los países debemos utilizar para reducir esa brecha, no hay otros. No podemos reescribir el Acuerdo de París, tenemos que cumplirlo”.

Para finalizar, la ministra Schmidt se declaró optimista sobre los acuerdos esenciales que se deben tomar. “El éxito no está en dividirnos, no está en buscar culpables ni en derrotar a otros, sino en sumar voluntades que nos permitan cumplir con nuestra palabra, y que nuestras acciones realmente reflejen nuestro discurso”, cerró.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Ingrese su nombre aquí