Cámara de Diputados aprueba proyecto de ley que permite al MOP construir y concesionar plantas desaladoras para consumo humano, saneamiento y riego

Representantes de la Asociación Latinoamericana de Desalación y Reúso de Agua se mostraron a favor de la sanción en la Cámara de Diputados de la “Ley Corta” que expande las facultades del Ministerio de Obras Públicas para construir y concesionar plantas desaladoras con fines potables, sanitarios y de riego. También consideraron urgente acortar los plazos de tramitación

0
413

La Cámara de Diputados aprobó por unanimidad un proyecto de ley que permitirá al Ministerio de Obras Públicas (MOP) construir y concesionar plantas desalinizadoras con fines potables, de saneamiento y riego. Ahora, la iniciativa deberá pasar por el Senado.

De acuerdo con el presidente de la Asociación Latinoamericana de Desalación y Reúso de Agua (Aladyr), Gerald Ross, la unanimidad en la aprobación de este instrumento legal habla del consenso de la representación política chilena en torno a la desalinización como una solución viable y sostenible a los desafíos que supone el cambio climático.

Resaltó que la población de Coquimbo y otras regiones de Chile merecen una solución viable, ambientalmente sustentable y de la manera más rápida posible. Ross señaló que Chile cuenta con el expertise para construir plantas desalinizadoras en armonía con el ambiente y que los beneficios de tener agua potable sobrepasan las diferencias políticas.

“América Latina ve en Chile un ejemplo de gestión hídrica y está atenta a cómo organiza su marco jurídico e institucional para que la desalación avance a la velocidad que las demandas de los distintos sectores lo requieren. Por tanto, esta ley será materia de estudio entre los legisladores de otros países que padecen condiciones similares de déficit hídrico”, precisó.

Cabe destacar que en 2021 la Contraloría señaló que la regulación existente no autorizaba al MOP a concesionar una planta desaladora, a menos que pudiera ser calificada como una obra de riego, por lo que esta actualización añade facultades al Estado para la desalación con fines potables y de saneamiento.

“Esta modificación es positiva en cuanto facilitaría el financiamiento y construcción de plantas desaladoras para consumo humano, saneamiento y riego, dado que los costos de inversión pasan a ser asumidos por el Estado, de modo que no se genere un aumento significativo en las cuentas de agua potable”, añadió María José Zegers, aliada para asuntos jurídicos de Aladyr.

Al respecto, el presidente de la Comisión de Recursos Hídricos y Desertificación de la Cámara de Diputadas y Diputados de Chile, Víctor Pino Fuentes, opinó que la modificación a la ley del MOP permitirá dar prioridad al consumo humano y apuntó que la Región de Coquimbo es el protagonista principal de esta historia en la que sus habitantes día a día están luchando por seguir avanzando, víctimas de la desertificación y la sequía.

“Poco a poco el Estado de Chile va pagando su deuda en infraestructura para enfrentar la crisis hídrica que atraviesa nuestro país desde hace más de una década. Esta es una buena noticia para Chile y para la Región de Coquimbo. Tenemos todas las herramientas para poder progresar utilizando la desalinización de agua de mar para sostener la vida de nuestras comunidades. Cuando hay voluntad política se nota y Chile crece”, dijo el legislador.

Por otro lado, Zegers explicó que, si bien la ley es beneficiosa para el financiamiento de este tipo de plantas destinadas para el consumo humano, el saneamiento y el riego, aún quedan excluidos otros tipos de usos como el abastecimiento de proceso productivos. Además, señaló que el proyecto de ley no se hace cargo de algunos de los problemas actuales de la figura de la concesión de obra pública, especialmente los largos plazos de tramitación y permisos, por lo que se hace necesario avanzar en ese sentido.

Adicionó que los plazos van desde los cincos años y que pueden significar que las plantas no estén listas para entrar en operación en el momento en que se necesita esta fuente. Detalló que el proyecto de ley tampoco aborda las dilaciones cuando es necesaria una concesión marítima.

Respecto de estas limitaciones, desde Aladyr indican que han propuesto vías rápidas y simplificación de los trámites y, recientemente, el Ministerio de Economía ha declarado su intención de introducir un proyecto que aliviaría estos plazos.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Ingrese su nombre aquí