Recicladores podrán certificarse para ser parte de Ley de Reciclaje y generar contratos con empresas

ChileValora y el Ministerio del Medio Ambiente hacen entrega de los perfiles laborales que permitirán que los trabajadores del reciclaje certifiquen sus conocimientos para ser parte de la cadena de valor de la industria y establecer convenios y contratos en el marco de la nueva Ley de Reciclaje.

0
111

 

Cuatro nuevos perfiles laborales permitirán que los trabajadores del reciclaje sean reconocidos mediante un certificado que acredita que cumplen con el estándar para realizar su labor, luego de pasar por un proceso de evaluación. El diploma que obtengan les abrirá las puertas para ser contratados por las empresas que tendrán la obligación de reciclar sus residuos.

Este avance se da en el contexto de la Ley de Reciclaje, en la que se impulsan normativas para mejorar el desempeño y las condiciones de trabajo de los recicladores, tomando como punto crucial la certificación de competencias laborales como mecanismos para formalizar la labor y reconocer su aporte.

“Hoy estamos cumpliendo un hito en nuestro compromiso de reconocer y profesionalizar la labor de los 60 mil recicladores de base que recuperan residuos desde las casas y calles de todo el país. Queremos que su aporte crezca en la cadena del reciclaje, certificando sus competencias y otorgándoles mayor seguridad social y laboral”, señaló el Ministro del Medio Ambiente, Marcelo Mena, al mismo tiempo que hizo un llamado a los organismos certificadores a incorporar estos perfiles ocupacionales.

Producto de lo anterior, el Sistema Nacional de Certificación de Competencias Laborales, ChileValora, ha construido mediante una mesa de trabajo tripartita, los perfiles que se suman al Catálogo Nacional de Competencias Laborales: reciclador de base, reciclador avanzado, almacenador y administrador de procesos de recolección y acopio de materiales reciclables.

Estos instrumentos describen las competencias laborales que los trabajadores deben tener para desempeñarse de forma adecuada en su labor. Por ejemplo, un reciclador de base debe saber planificar y ejecutar el proceso de recolección, realizar los procesos de clasificación y pre-tratamiento manual de los materiales reciclables y realizar el proceso de venta de materiales reciclables de acuerdo a los objetivos y requerimientos del comprador.

Con estas descripciones se podrán realizar procesos de evaluación y certificación del “saber hacer” de las y los trabajadores, sin importan cómo hayan adquirido estos conocimientos, lo que contribuirá a cerrar brechas de capital humano, aportar dignidad y mejorar la empleabilidad; al mismo tiempo que a las empresas les permitirá asegurar que cuentan con personas debidamente calificadas.

“Los perfiles levantados en este proyecto, además de representar la realidad nacional de la labor que realizan los recicladores, apuntan a una profesionalización del oficio, estableciendo estándares de seguridad y salud que antes no existían” destacó la secretaria ejecutiva de ChileValora, Ximena Concha.

Lo anterior se vuelve aún más relevante si consideramos que en el Artículo 32 de la Ley se indica que los recicladores podrán acceder a establecer convenios y contratos con empresas para la gestión de sus residuos, para lo cual deberán estar debidamente certificados por el Sistema Nacional de Certificación de Competencias Laborales.

Además de los perfiles para certificar se levantaron los mapas de proceso de la cadena de valor de este sector, se pobló el Marco de Cualificaciones, se elaboró una Rutas Formativo-laborales y 4 planes formativos para posibilitar la capacitación de los trabajadores.

Mesa de trabajo tripartita

Para levantar los perfiles que permitirán certificar a los trabajadores, así como los productos asociados, se conformó el Organismo Sectorial de Competencias Laborales, mesa de trabajo que reúne las entidades más relevantes vinculadas al sector, considerando una conformación tripartita donde trabajadores, empleadores y el Estado se congregan para realizar un trabajo de coordinación y consenso.

En este proyecto, la mesa de trabajo se conformó por representantes del Ministerio del Medio Ambiente de parte del Estado; en representación de los empleadores participó la Sociedad de Fomento Fabril (SOFOFA) y la Asociación Chilena de Municipalidades; y en representación de los trabajadores, el Movimiento Nacional de Recicladores de Chile.

Certificación de ChileValora

La certificación es el reconocimiento de las competencias laborales de los trabajadores dado por el Sistema Nacional de Certificación de Competencias Laborales, ChileValora, que se materializa en un certificado otorgado a quienes cumplen con los estándares de desempeño, en relación con las competencias definidas por el sector productivo en que se desarrolla, luego de participar en un proceso de evaluación. El certificado refleja que los trabajadores son competentes en el oficio que realizan, independiente de la forma en que hayan adquirido sus conocimientos y habilidades, reconociendo su “saber hacer”.

El certificado está dotado de legitimidad ya que es validado y reconocido por los diferentes actores de los sectores productivos del país. Para ello ChileValora ha incluido en su funcionamiento al conjunto de actores claves de cada sector, con el fin de representar los diferentes ángulos de la realidad sectorial. Así, la certificación les permite a los trabajadores competir con más herramientas en el mercado laboral, y a las empresas que cuentan con trabajadores certificados, les permite conocer el capital humano que tienen y las brechas que pueden mejorar.