Punta Arenas implementará programa de eficiencia energética en escuelas municipales

0
984

 

Con la firma de la Secretaria General de la Corporación Municipal de Educación de Punta Arenas, Cristina Susi Garrido, de la carta compromiso para la implementación del Programa Educativo Integral de Eficiencia Energética del Ministerio de Energía, se dio un importante paso para la materialización de éste, a contar del segundo semestre, en 30 establecimientos educacionales municipales de la comuna, con alrededor de 13 mil estudiantes.

El objetivo del proyecto es promover la incorporación de la eficiencia energética (EE) en la malla curricular de establecimientos de enseñanza pre-básica a media, desarrollando capacidades en los distintos actores de la comunidad educativa.

La implementación de este plan educativo comprende tres etapas. La primera de ellas dice relación con la sensibilización, convocatoria y compromiso a los sostenedores, directores de los establecimientos y jefes de Unidad Técnica Pedagógica (UTP). La segunda etapa trata sobre la implementación de las actividades del programa en cada establecimiento, como diagnóstico de conocimientos previos; capacitación a docentes, administrativos y sostenedores; desarrollo de autodiagnóstico energético; desarrollo de actividades de aula por parte de los docentes; asesoría y acompañamiento técnico permanente por parte de la consultora “Entorno”, que estuvo a cargo de la implementación del mismo en ciudades de otras regiones, como la Metropolitana, Valparaíso y O’Higgins, con resultados positivos. La tercera y última etapa consiste en la evaluación de aprendizajes y del proceso, así como del nivel de satisfacción.

Gracias a este proyecto, los establecimientos educacionales podrán contar con material educativo en eficiencia energética, un modelo de educación para la sustentabilidad con estrategias para enriquecer los contenidos curriculares con temas relevantes para el entorno, educadores habilitados para la incorporación de temas de energía y eficiencia energética en sus planificaciones curriculares y herramientas para la gestión eficiente de los recursos energéticos del establecimiento, entre otras aspectos.

El plan de trabajo se extenderá por tres años. Durante el primer año de implementación -para lo cual se ha contemplado un presupuesto de $50 millones-, contará con la realización de, al menos, tres actividades en aula en los niveles escolares que el establecimiento escoja, talleres y capacitaciones a docentes, inspección energética, seguimiento de consumos y una actividad con la comunidad sobre eficiencia energética.