Comenzó elaboración de la Estrategia Nacional de Conservación de Aves 2020-2030

El programa apunta a la conservación adecuada de las cerca de 500 especies nativas que habitan a lo largo de Chile.

0
1099
Flamenco Andino o Parina Grande - foto de Pío Marshall.

El Ministerio del Medio Ambiente (MMA) dio inicio al proceso de elaboración de la Estrategia Nacional de Conservación de Aves para el periodo 2020-2030, el que apunta a la conservación adecuada de las cerca de 500 especies de aves nativas que habitan en Chile.

La elaboración de esta iniciativa funcionará durante un año, tiempo en el que diversas instituciones públicas y privadas, lideradas por el Ministerio del Medio Ambiente, trabajarán de forma integrada y enfocadas en que las aves del país mantengan poblaciones viables, cumpliendo su rol ecológico, económico y también cultural.

Es importante destacar la valiosa fauna que posee Chile en cuanto a aves. La cantidad de especies existentes a lo largo del país equivale al 5% de las aves certificadas del mundo. De éstas, muchas habitan solamente en el cono sur de Sudamérica, y específicamente en nuestro territorio, por lo cual, la Estrategia Nacional de Conservación de Aves 2020-2030 tiene la gran responsabilidad de asistir a las especies y sus hábitats, debido a l cantidad de amenazas ante las que se encuentran.

Sobre la iniciativa, la ministra del Medio Ambiente, Carolina Schmidt, afirmó que ésta “brindará lineamientos para la conservación y adecuada protección tanto a las aves, como a los ecosistemas en que ellas viven, además de beneficiar indirectamente a otras especies con quienes comparten hábitat. Sabemos que las aves están involucradas en procesos vitales de polinización, dispersión de semillas, control de poblaciones de insectos y roedores, entre muchos otros ciclos vitales, por lo que conservar nuestras aves significa asegurar los servicios ecosistémicos para toda la población”.

El MMA formó un grupo núcleo para la elaboración de la Estrategia Nacional de Conservación de Aves 2020-2030, a través del que será asesorado en un proceso que estará abierto a la participación de todos los actores de interés y vinculación con la conservación de estas especies. Quienes componen este grupo son representantes de las siguientes entidades: Corporación Nacional Forestal (Conaf); la Subsecretaría de Pesca (Subpesca); la Red de Observadores de Aves y Vida Silvestre de Chile, la Unión de Ornitólogos de Chile; el Comité Pro Defensa de la Fauna y Flora; Manomet; Oikonos; Audubon; el Centro de Humedales Río Cruces; el Centro de Rehabilitación de Aves Leña Dura; la Universidad de Chile; la Universidad de Concepción y la Universidad Austral. 

En el desarrollo del plan, el MMA trabajará con todas las aves que habitan el territorio nacional y su diversidad de ecosistemas, agrupando a las especies con requerimientos ecológicos similares y asociados a una región biogeográfica específica, por ejemplo: aves playeras, alto andinas y de bosques, entre otras. De esta manera, un proceso colaborativo y participativo, utilizando la metodología de estándares abiertos para la práctica de la conservación, permitirá levantar información respecto a las amenazas específicas que estén afectando a cada ave, así como también adversidades que transversalmente estén afectando la continuidad de sus poblaciones en Chile.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Ingrese su nombre aquí