Asamblea Freirina rechaza proyecto de titanio Cerro Blanco en Región de Atacama

0
1287

 

La reciente aprobación ambiental del proyecto de explotación y procesamiento de titanio Cerro Blanco, 68 km al oeste de Vallenar, en la comuna de Freirina,  motivó una declaración pública de rechazo por parte de la Asamblea Freirina, organización que en 2012 lideró las acciones contra el plantel de cerdos de Agrosuper en la localidad.

Esto es parte del texto sobre la iniciativa de Cerro Blanco, propiedad de la empresa White Mountain Titanium:

“Es absolutamente incompatible con la vida de nuestra comunidad, por lo que rechazamos categóricamente este megaproyecto al que declaramos inviable en nuestro territorio. Ningún argumento economicista puede ser más importante que la salud y la vida de los seres humanos. La posibilidad de unos cientos de puestos de trabajo a cambio de catástrofes sanitarias y ambientales, es un precio criminal e inhumano que jamás aceptaremos.

Es función de nuestra Asamblea advertir a toda la comunidad del desastre que se avecina con Cerro Blanco. Nuestro deber es informar, denunciar y movilizarnos, para que la Comunidad no pueda ser engañada ni confundida. La Asamblea Freirina no va a tener complejo ni miedo alguno para llegar hasta el último vecino con toda la información para que nadie diga que no sabía, que nadie le informó de este peligro inminente que nos acecha.

Con la irresponsable aprobación de Cerro Blanco, en Freirina enfrentamos la mayor amenaza directa de toda nuestra historia, porque de ejecutarse este proyecto, en un corto plazo terminaría por destruir nuestro valle obligándonos a emigrar para continuar nuestras vidas y asegurar la salud de nuestros hijos y nietos.

Cerro Blanco es una amenaza real más grave que Agrosuper, sólo comparable a Pascua Lama, los que junto a otros proyectos mineros y eléctricos terminarán por convertir al valle del Huasco en un territorio corporativo entregado totalmente a la voracidad de empresas saqueadoras de riquezas minerales a las que sólo les interesa aumentar sus groseras y ofensivas fortunas, sin importarles ni respetar a las comunidades que habitamos ancestralmente el Valle del Huasco.

La aprobación de proyectos altamente contaminantes como Cerro Blanco tan cerca del lugar donde habitamos demuestra una vez más cómo el Estado privilegia y protege los intereses de privados por sobre los derechos colectivos de las comunidades”.

En el documento la Asamblea Freirina asegura que “este abandono del Estado que no cumple con su función y obligación principal de proteger y promover los intereses generales, es el que nos lleva a tomar en nuestras manos soberanamente la legítima defensa de nuestro territorio, de nuestra comunidad”.

El proyecto

El proyecto corresponde a la explotación, procesamiento y transporte de mineral de rutilo (dióxido de titanio), proveniente de yacimientos naturales ubicados en el sector de Cerro Blanco, comuna de Freirina.

Se estima que las reservas de mineral de rutilo de los yacimientos alcanzan las 81,5 millones de toneladas aproximadamente, con una ley promedio de 1,97% de rutilo (TiO2), y una ley de corte de 0,8%, además se estima una razón estéril/mineral promedio de 1,78.

El proyecto contempla un ritmo de explotación de 4 millones de toneladas por año de mineral de rutilo, equivalente a una explotación promedio de material (mineral más estéril) total del orden de 11 millones de toneladas al año. En total la explotación de los yacimientos abarcará un período de 20 años y 4 meses.

Para el procesamiento del mineral se considera una planta de concentración gravitacional, flotación y concentración magnética, que producirá aproximadamente 73.000 toneladas anuales de concentrado de rutilo (TiO2), con una ley de aproximadamente 96%.

Se considera un tranque de relaves que se emplaza en un área aproximada de 2,4 km2 y una altura máxima del muro principal de 109 metros.

En el estudio de impacto ambiental se indica que Cerro Blanco considera el abastecimiento autónomo de agua y energía eléctrica a través de una planta desaladora y líneas eléctricas respectivamente.