ERNC: Un gran cierre 2017 y expectante 2018

0
1083

Por José Ignacio Escobar, presidente de la Asociación Chilena de Energías Renovables


José Ignacio Escobar

Cuesta resumir un 2017 con tantas buenas noticias para el sector de las energías renovables, para Acera y para sus socios. De los 3.970 MW ERNC en operación a noviembre de 2016, a fines de 2017 tenemos 4.766 MW, lo cual significa un
aumento del 20% de la capacidad instalada ERNC, algo sorprendente considerando el momento económico por el cual pasa nuestro país, con tasas de crecimiento anual por debajo del 2%. Aún más, durante octubre alcanzamos -por un mes- la meta del 20% de ERNC proyectada para el 2025, ocho años antes! Todo un logro, fruto del esfuerzo y compromiso de nuestras empresas socias y sus colaboradores.

Junto al crecimiento del sector, Acera también ha experimentado un fortalecimiento institucional, consolidándose como una de las asociaciones más grandes y representativa del sector, además de un actor clave en las discusiones políticas, regulatorias y técnicas, que han permitido el rápido crecimiento de nuestra industria. Un ejemplo de ello es que nuestro director ejecutivo fuera elegido por la Presidenta de la República como
miembro de la Comisión Asesora Presidencial Permanente de Cambio Climático. También es significativo que los miembros de Acera representen más del 95% de la capacidad instalada total del Sistema Eléctrico Nacional (SIC + SING) y que tengamos a la cadena de valor completa de la industria eléctrica, todos unidos en una misma visión: “Impulsar una
matriz eléctrica 100% renovable, competitiva y sustentable para Chile”.

Las ERNC siguen siendo las tecnologías más exitosas a nivel comercial, tanto en subastas públicas como en licitaciones privadas de energía. Sin ir más lejos, durante 2017
emblemáticas y grandes empresas confiaron en las fuentes ERNC para su abastecimiento energético. Y todo en un ambiente de alta competencia y precios muy atractivos,
beneficios que finalmente mejoran la competitividad de la industria chilena y reducen las cuentas de todos los consumidores.

Uno de los grandes hitos que potenciará nuestro sector es la interconexión SIC–SING, que permitirá un mayor flujo de energía ERNC desde Arica hasta Chiloé, mitigando las actuales
restricciones de transmisión que enfrentan diversos proyectos solares y eólicos del norte chico. Este proyecto, junto con la nueva línea 500KV Polpaico-Cardones, son piezas claves para el desarrollo a mediano y largo plazo del sector eléctrico, permitiendo un adecuado complemento de todas las tecnologías ERNC, donde cada una aporta sus atributos para
un sistema robusto y seguro.

Finalmente, culminamos el año con la elección Presidencial, donde Acera se reunió con los equipos programáticos de los candidatos, directamente y a través de la iniciativa #EnergíaPresidencial, impulsando temas tan relevantes como la descarbonización paulatina – pero definitiva – de nuestra matriz, la electrificación del transporte público y privado, el aumento del impuesto al CO2 y la continuidad de la Política Energética, entre otros tópicos. Todos desafíos que seguiremos impulsando ante el nuevo gobierno, con las mismas ganas y convicción de siempre.

En nombre de ACERA les deseo un excelente 2018, además de agradecer encarecidamente el apoyo que nos entregan en nuestra labor y, sobre todo, por creer firmemente en un Chile moderno, sustentable y 100% renovable