Con 60 autos inician plan para introducir primeros taxis eléctricos en el Gran Santiago

Licitación del Ministerio de Transportes permitirá que vehículos ejecutivos comiencen a circular a partir de agosto. Especialistas respaldan la iniciativa, porque pese a su más elevado costo permiten un ahorro mayor.

1
516

Un cambio significativo vivirán las calles de Santiago a partir de agosto, cuando ese mes comiencen a circular los primeros 60 taxis eléctricos que adjudicará el Ministerio de Transportes en el país.

El proceso se inició en diciembre pasado, cuando la repartición autorizó la inscripción de este tipo de vehículos. Para los 60 cupos que se dispuso en un concurso público -que se prolongó desde el 11 de enero hasta el 19 de febrero- se recibieron más de 144 postulaciones, las que en su mayoría corresponden a empresas con varios vehículos para inscribir.

A fines de abril concluyó el primer período de revisión de documentos, proceso del que la ministra de Transportes, Gloria Hutt, hace un positivo balance: “Las ofertas han sido muy buenas, tenemos que terminar esta revisión y a fines de mayo ya deberíamos estar en condiciones de entregar la selección de los 60 (taxis) que se han adjudicado. Después hay 90 días para que empiecen a operar”.

De esa forma, en agosto deberían estar operando los primeros taxis eléctricos ejecutivos (radiotaxis). En una segunda etapa, se prevén otros de techo amarillo, correspondientes a este concurso. La ministra asegura que se buscará “marcar de alguna forma entretenida” los vehículos para que la gente pueda diferenciarlos de los que funcionan con diésel. “Hay una tendencia a valorarlos mucho; lo mismo ha pasado con los buses eléctricos, incluso hay gente que espera a que pasen porque son menos ruidosos y más suaves”, asegura.

Recordó que la medida es parte de una estrategia a largo plazo para fomentar la electromovilidad y reducir la contaminación: “Es un tema que a nosotros nos importa mucho y también es parte de lo que se ha planteado en el Ministerio de Energía. Quisiéramos que en el largo plazo el sistema de transporte público completo fuera eléctrico, pero para eso falta todavía, porque los precios son un poco altos comparados con las tecnologías tradicionales”.

El plan incluye el debut de 130 buses eléctricos para el Transantiago, que circularán preferentemente en “electrocorredores” como avenida Grecia. Con la nueva licitación del sistema, que concluirá a fin de año, se prevé que circulen hasta otros 700 buses eléctricos en la ciudad.

Expertos valoran

Para Gianni López, director del Centro Mario Molina Chile, los vehículos de uso intensivo -como los del transporte público- tienen el mayor potencial para la introducción de la electromovilidad en el corto plazo, porque tienen un ahorro económico mayor en costo de energía por kilómetro versus un auto convencional. “Los vehículos eléctricos pueden gastar una quinta parte de lo que gastan los a gasolina. Además, mientras más intensivo sea el uso del vehículo, más pronto tienes un retorno de la inversión”.

El ingeniero y urbanista Raimundo Cruzat, en tanto, cree que es una buena iniciativa impulsar taxis eléctricos en comunas como Santiago, que presentan condiciones geográficas que dificultan su ventilación. “Ahora, tiene que responder a una política pública más de largo plazo que a una medida puntual, porque de lo contrario tendremos 60 taxis eléctricos contra los más de 30 mil que hay en la Región Metropolitana”, indicó.

“Quisiéramos que en el largo plazo el sistema de transporte público completo fuera eléctrico, pero para eso falta todavía, porque los precios son un poco altos”, Gloria Hutt, ministra de Transportes y Telecomunicaciones.

“Ir implementando gradualmente pilotos demostrativos es el camino para llegar a un servicio eléctrico y proyectarse a la próxima década”, Gianni López, experto en electromovilidad.

“Los autos eléctricos son más caros que un auto a combustión interna, pero me parece bien que se tome la decisión de impulsar medidas de este tipo”, Raimundo Cruzat, especialista en Transportes del MIT.