Pescadores artesanales piden caducar Calificación Ambiental del puente Chacao

Ingresaron escrito en Superintendencia del Medio Ambiente, ya que no fue considerada el área de manejo de un grupo de pescadores. Solicitan que se corrija, no pretenden paralizar las obras.

0
445

La Superintendencia del Medio Ambiente (SMA) de la Región de Los Lagos analiza un reclamo y solicitud de consulta para caducar la Resolución de Calificación Ambiental (RCA) mediante la que se autorizó la construcción del Puente Chacao.

El propósito del escrito, ingresado el 28 de diciembre de 2018, es realizar un nuevo Estudio de Impacto Ambiental (EIA), a través del Servicio de Evaluación Ambiental (SEA).

Lo anterior no significa paralizar las obras en construcción, según explicó el biólogo marino Juan Gutiérrez, asesor del Sindicato de Pescadores del Golfete de Quetalmahue, de la comuna de Ancud, organización que impulsa esa solicitud. “Se busca que la RCA se corrija, se actualice”, especificó el profesional.

En el documento ingresado a la SMA por el abogado Pablo Valdés, se establece que “esta parte no tiene intenciones ni ánimo de paralizar la construcción del puente Chacao, toda vez que tenemos conocimiento del gran trabajo que han desplegado durante años. Sin embargo, ha provocado, a nuestro parecer, daño en los alrededores de la construcción, relativos a recursos hidrobiológicos, los cuales no fueron considerados al momento de comenzar a realizar la calificación ambiental, y que han cambiado en el transcurso del tiempo”.

Desde el 26 de mayo de 2005 que el Sindicato dispone de un área de manejo a 600 metros de la futura pila sur del puente, donde mantienen cultivos de erizos y locos, situación que no habría sido considerada en el EIA de ese megaproyecto, realizado en 2002, según se establece en el escrito ingresado a la SMA.

Para Gutiérrez, la petición de caducidad de la RCA se fundamenta en el plazo de cinco años que establece para ejecutar esas obras. Pero, agregó, “pasaron más de 12 años antes que se licitara el proyecto”.

El también ex jefe zonal de la Subpesca, expuso que mediante este requerimiento a la Superintendencia del Medio Ambiente, esperan que en una nueva RCA se considere la existencia de esa área de manejo y los efectos que podría tener en ella los trabajos de construcción del puente.

Mientras que Elías Calbucán, presidente del sindicato que reúne a 19 socios, aseguró que a partir del comienzo de esas labores, en febrero de 2018, “vimos cambios cuando fuimos a las faenas, como la desaparición de recursos (entre ellos el pulpo). Los erizos estaban flacos y tenían un color muy extraño, lo que no los hace comerciales”.

El dirigente especificó que su motivación “no es botar el puente. Queremos que nos consideren como un área afecta en la Resolución de Calificación Ambiental”.