Aprueban plan de descontaminación de Quintero y Puchuncaví e ingresaría hoy a Contraloría

El texto, que debe ingresar antes del 31 de diciembre a Contraloría, establece “techo” de emisiones.

0
451

El miércoles recién pasado y de manera reservada, el Consejo de Ministros para la Sustentabilidad se reunió en La Moneda, cita en la que aprobó el anteproyecto de Plan de Descontaminación de Quintero-Puchuncaví.

La normativa establece la obligación de rebajar las emisiones de sustancias tóxicas a las empresas de esa zona de la Región de Valparaíso.

La reunión, que estuvo encabezada por el Presidente Sebastián Piñera y fue confirmada por fuentes del gobierno, tuvo como objetivo revisar las medidas del plan, que fijan límites máximos de contaminantes, principalmente material particulado, óxidos de nitrógeno y dióxido de azufre, a empresas como Codelco, AES Gener y Enap.

Pese a que algunas autoridades manifestaron que se trataba de un plan “duro” debido a dichas restricciones, finalmente el Presidente Piñera zanjó el debate y decidió que la meta era aumentar las exigencias.

Toma de razón

La revisión del documento -que fija como objetivo principal recuperar la calidad del aire en la zona costera- se realizó por parte de los secretarios de Estado, pues el Mandatario había dado como plazo máximo el próximo 31 de diciembre para enviar el documento a la Contraloría.

El gobierno prevé que el plan ingrese al ente de control hoy, institución que no tiene un plazo para la toma de razón.

En tanto, desde el Ministerio de Medio Ambiente declinaron referirse a la aprobación hasta que el documento final ingrese a la Contraloría.

Hernán Ramírez, representante de la Fundación Terram y dirigente social de la comunidad, destacó que la normativa haya conseguido luz verde, aunque planteó reservas. “Sabemos que este plan no tiene gran utilidad, porque no ataca los principales contaminantes, pero entre tener algunas medidas y no contar con ninguna regulación, queremos que esto se apruebe”, señaló.

En agosto de este año, habitantes de Quintero y Puchuncaví denunciaron episodios de alta contaminación en esa zona. Hechos similares se repitieron en las semanas siguientes, los que derivaron en que decenas de afectados debieran trasladarse a centros asistenciales con síntomas de intoxicación.